Desarrollo reciente de los pavimentos y pisos industriales de Hormigón en Chile

El presente de los pavimentos y pisos industriales de hormigón[1] en Chile, obedece a una tendencia creciente y demandante del mercado que exige el mejor aprovechamiento de las áreas disponibles para el almacenamiento de diferentes productos dentro de centros de distribución donde su dinámica y logística requieren de una máxima eficiencia y altos estándares de construcción y operación de los pavimentos y pisos, de modo de garantizar, la rápida apertura y puesta en marcha, la optimización de sus operaciones y la mínima (e incluso prácticamente cero) necesidad de mantenimiento una vez entran en servicio.

Considerando que en Chile, como seguramente también sucede en otros lugares, las áreas dispuestas por uso del suelo para albergar proyectos de bodegaje y almacenamiento son escasos y además con un alto costo del m2 en este tipo de terrenos, lo cual hace que para lograr una maximización del área disponible se haya empezado a optar por el almacenamiento (en racks) a mayores alturas, lo cual automáticamente condiciona el tipo de vehículo para el transporte y manipulación de cargas, los cuales a su vez determinan mayores exigencias en cuanto a planeidad y nivelación que aseguren un desplazamiento seguro y estable, a velocidades que optimicen la operación. Además, consientes que en las juntas se concentran la mayor cantidad de potenciales reparaciones por daños e interferencias tiende a ser significativo y determinante el hecho de que las juntas pasen literalmente desapercibidas durante la operación o incluso ellas se reduzcan a las menos o prácticamente no existan dentro de las zonas de circulación.

Por lo tanto, responder a exigencias mayores determinadas por una industria dinámica y creciente, llevó a contratistas y proveedores a mejorar sus procesos constructivos, a incorporar tecnología, a desarrollar productos específicos capaces de responder a esas exigencias, pero fundamentalmente a que se trabajara en equipo de una manera sinérgica que ha traído como resultado un significativo desarrollo de los pisos de hormigón logrando con ello superar constantemente indicadores y características especificadas. En este sentido, se podría mencionar como ejemplo las exigencias de planeidad y nivelación (pisos superplanos) o relacionadas con las dimensiones de las losas de hormigón que permitan alcanzar superficies cada vez más grandes sin presencia de juntas.

La capacidad de alcanzar altos estándares por parte de los actores de la industria de los pisos de hormigón, ha tenido como retribución la valoración por parte de los propietarios de los proyectos, que incluyen estructuras de pisos de alta exigencia, y los encargados de especificar los mismos, quienes entendiendo mejor sus necesidades y los beneficios de apostar por un alto estándar en los pisos como valor agregado, se detecta una mayor disposición a invertir en las obras de pisos conscientes de lo que esto significa.


[1] En Chile, cuando se hace referencia a áreas exteriores con hormigón en su superficie se hace mención a que se trata de un Pavimento, dejando con ello reservado el termino Piso a las áreas interiores. Por eso se maneja el concepto de Piso Industrial como aquel referido a la superficie normalmente pavimentada con hormigón dentro de una instalación cubierta y protegida, con condiciones medioambientales controladas, y cuya función y aplicación exige un estándar determinado de planeidad, nivelación y sobre todo durabilidad, considerando el tipo de carga con el que será solicitado, lo cual determina que tengan un diseño y proceso constructivo diferente al de un pavimento.

0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *