Cómo reactivar el sector de infraestructura después de la presente crisis del COVID-19? Pensando y actuando creativamente, no complacientemente

La sugerente respuesta a la pregunta formulada viene precisamente de las discusiones que actualmente se dan en los E.E. U.U. , en relación a lo que sucederá posterior a la crisis del sector de infraestructura debida al COVID-19; en especial sabiendo que hay una experiencia relativamente reciente producto del proceso post-crisis del 2009, de la cual ha sido posible hacer los balances y análisis de las repercusiones, de corto y largo plazo, de las acciones y decisiones tomadas en aquel momento, de modo que hoy es posible identificar varias conclusiones interesantes en el ámbito de la gestión de la conservación de carreteras.

Para comenzar es preciso decir que la mayoría de las agencias que tienen a su cargo la gestión de infraestructura vial siguen patrones muy parecidos para mantener las carreteras, los cuales parten de la seguridad y certidumbre sobre las tendencias de comportamiento de los precios de los materiales dentro de un contexto relativamente estable y poco cambiante, o con instrumentos para controlar dicha variabilidad. Este enfoque simplemente no es sostenible tal y como lo han dejado en evidencia la crisis del 2009 y ahora el COVID-19, aportando elementos y situaciones que antes parecían predecibles pero que ahora pueden cambiar de manera rápida en una dirección y magnitud completamente inesperada.

Por lo tanto, en lugar de gastar de manera conveniente y repetitiva, debe haber una inversión estratégica y muy bien pensada, que valore múltiples escenarios de situación en donde la receta no siempre sea la misma y por tanto cuente con un amplio espectro de soluciones que brinden el mejor rendimiento a largo plazo. Pero para ello hay que romper ciertos esquemas tradicionales que permitan evaluar diferentes alternativas de materiales y tecnologías, y consecuentemente estar preparado para cambios rápidos que no dan espera, de modo de poder adoptarlas, diseñarlas, especificarlas y aplicarlas de la manera más adecuada y eficiente posible.

Dentro de este marco aparece el resultado de la investigación del MIT Concrete Sustainability Hub, la cual le ha permitido concluir que los Departamentos de Transporte (DOT) de varios Estados de E.E.U.U. pueden ahorrar decenas de millones de dólares durante varias décadas introduciendo el concepto “Mix of fixes” (Combinación de Soluciones).

Mencionado concepto plantea el equilibrio entre alternativas de mejora (menores y mayores), con miras a una adecuada adaptación de dichas soluciones a las necesidades futuras de sus redes de carreteras. Un enfoque de “combinación de soluciones” depende de predecir extensivamente y estrategicamente las condiciones que se vayan presentando o que puedan ocurrir a futuro por adelantado.

Otra de las conclusiones de la investigación del MIT Concrete Sustainability Hub, menciona tiene que ver con el hecho de que actualmente, los procesos de contratación pública se han estancado, con estrategias convencionales elegidas por sobre alternativas más sostenibles (y de paso sustentables) en el tiempo, prueba de ello es que algunos Estados pavimentan con un solo material, lo que disminuye la competencia de la industria y aumenta los precios.

Por lo tanto, promover la apertura del mercado de la construcción a una mayor competencia trae consigo el estimulo a la innovación y fomenta la reducción de los costos, lo que simplemente redunda en una mayor capacidad de gestión de las agencias viales. Por lo tanto, no solamente importa cómo se construye, sino también con qué construye y por ende se mantiene.

Si se extrapola y compara lo anteriormente comentado a lo que sucede en muchos otros lugares fuera de los E.E.U.U., especialmente en países Latinoamericanos, será posible encontrar mucha similitud, y un enorme desafió.

El poder contar con normas y especificaciones, así como de una masa critica de profesionales que puedan moverse o adaptarse al contexto que resulte configurado en las futuras crisis independiente de su naturaleza, tal como lo demostró el COVID-19 que fue una situación sorpresiva e inesperada, y si se quiere sin un epilogo del todo resuelto. Con esto no se plantea una visión pesimista sino por el contrario una invitación a como enfrentar mejor ésta y futuras crisis, de una manera creativa pero no complaciente de corto plazo.

Lecturas sugeridas: https://cshub.mit.edu/sites/default/files/images/0515%20Asset%20Managment%20Fact%20Sheet.pdf

https://cshub.mit.edu/sites/default/files/images/040319_AssetManagement_0.pdf

https://thehill.com/opinion/finance/501313-americas-roads-are-crumbling-but-we-can-make-them-sustainable